Regresan los museos, el arte, la vida

Regresan los museos, el arte, la vida

El arte es medicina para el espíritu, podemos admirar una obra de arte durante horas, sin tener la noción de que el tiempo pasa, descubriendo cada vez algo nuevo, matices, detalles, intenciones, personajes, objetos, miradas… Es imposible ver todo lo que hay en una exposición –no en un Museo!- en dos horas. Los encargados de preparar las exposiciones lo hacen de tal manera  que podamos disfrutar al máximo de cada cuadro, con recorridos lógicos y medidos en tiempo y en espacio, con atención a la luz, al aforo, a las fechas, y también a la exposición en sí, el artista en cuestión. Las exposiciones temporales representan un enorme trabajo, por el traslado en sí de las obras, la seguridad con que debe llevarse a cabo, los transportes especiales adaptados a estos objetos de arte tan sensibles. Y una vez en el museo o lugar de exposición, la manipulación tan cuidadosa y siguiendo estrictos protocolos, de las obras, objetos valiosísimos y muy sensibles a todos los elementos externos.

Cómo se monta una exposición de arte

En el proceso de montaje de una exposición de arte intervienen diferentes actores, y del resultado de su interacción se conseguirá una presentación a los visitantes de la obra del artista de la forma lo más racional posible. Desde el momento en que se toma la decisión de montar una exposición hasta que se inaugura pasa bastante tiempo, pueden ser varios meses. Son muchos ensayos, probar localizaciones y ubicaciones, preparación de soportes, vitrinas, paredes, señalización, paramentos especiales, colores de fondo, luces directas e indirectas, etc. El público será quien finalmente emita un juicio crítico sobre el trabajo de montaje de la exposición, su coherencia, su lógica.

Para montar una exposición de arte en el museo o lugar de exposiciones deben intervenir muchos actores, los principales son: Comisarios , compañías de seguros, diseñadores, restauradores, empresas de carpintería, cristalería, fotografía, empresas especializadas en conservación, control de plagas, transportes especiales, empresas de seguridad… Se trata de coordinar a todos estos profesionales, para que cada uno desde su especialidad, vaya dando vida al proyecto. Se trata de adecuar las obras a su ubicación idónea, desde la que se transmitan a la perfección todo lo que el artista ha querido expresar. Con la luz adecuada, con el ángulo perfecto,  una exposición deberá marcar la diferencia, ofrecer alguna novedad con respecto a otras similares, con un plus que atraiga al público, que permita descubrir valores y mensajes del artista, que no siempre son fáciles de descubrir, un buen montaje debe tener también esta función. Claridad y rigor que el público apreciará, y recordará durante mucho tiempo, una maravillosa experiencia.

Contar con los profesionales que saben montar exposiciones

La coordinación de los transportistas, montadores, el diseño, el concepto, colocar todas las piezas en su lugar adecuado, ensayar la mejor ubicación de las obras… Esto únicamente se debe confiar a empresas especializadas, tal como Reta2. Esta empresa, con un equipo multidisciplinar está consiguiendo proyectos a la altura de lo que los expositores y el público en general necesitan, ofreciendo calidad, rigor y un trabajo reconocido. En Reta2 crean espacios, Stands, Decorados de TV, y cuentan con mucha experiencia en el diseño, producción y montaje de espacios expositivos, museos e instituciones culturales, desde la conceptualización de espacios hasta su ejecución, incluyendo la gráfica expositiva, comunicación visual, contenido multimedia. Esta empresa ha trabajado para los más importantes museos a nivel nacional, ofreciendo soluciones de la máxima calidad.

El montaje de una exposición debe contar indiscutiblemente con expertos en proyectos de interiorismo y decoración, profesionales del diseño, con formación y cualificación, para crear el concepto solicitado por el cliente o Institución que está inmerso en el montaje de una exposición temporal. No sólo es revestir las paredes y focalizar la luz, es mucho más: Hacer que la obra de un artista exprese todo lo que el artista sintió cuando la estaba creando, esta es la grandeza del enorme trabajo que está detrás de una exposición, lo que ha ocurrido mucho antes de que compremos la entrada y vayamos al museo a disfrutar de la belleza.

Actores principales para planificar la exposición de arte

Se deberá determinar si se trata de exponer la obra de un artista concreto o bien si se trata de un periodo del arte dentro de la historia, o un tema, o estilo artístico. Y también la procedencia de las obras o piezas artísticas, muchas veces prestadas por otros museos, iglesias, galerías de arte, instituciones, bibliotecas, fundaciones, particulares, etc. En la gran maquinaria que supone montar una exposición, deben encajar a la perfección todas las piezas. Y esto depende en parte del equipo humano necesario en cada caso, no todas las exposiciones necesitan el mismo.

-Comisario, es quien decide la temática y las obras que se van a exponer, y redacta el libro o catálogo de la exposición.

-Coordinador, se ocupa de la gestión de la parte técnica y es quien se coordina con todas las personas e instituciones que van a prestar sus obras. También es el nexo de unión dentro del equipo del montaje, lleva el calendario de los trabajos y procura que se cumplan los plazos.

-“Correos”.  Se les llama correos a los miembros de algún departamento del museo o institución que presta las obras, pueden ser restauradores o conservadores, que van a acompañar la obra desde que sale de su lugar de origen, durante su transporte, hasta que llega al lugar de la nueva exposición, asegurándose de que ha llegado y que se ha instalado en su ubicación correctamente. Esta persona vuelve para el momento en que finaliza la exposición, estando presente en el momento de su embalaje y traslado. Coordinan el montaje con los diseñadores, y el desmontaje final de la obra. Esto suele hacerse especialmente en los grandes museos.

-Diseñador. Realiza el diseño los planos de las salas y del montaje. El proceso que se sigue es diseñar primero los planos a escala para desarrollar los paramentos necesarios, y a continuación diseñar las peanas, expositores, vitrinas necesarios que alberguen las obras, con recreaciones a pequeña escala que les pueda dar una idea del resultado final.

-Editor. Es quien se ocupa de todo lo que tiene que ver con las publicaciones que se editan para la exposición –catálogo, folleto explicativo, cartelería, banderolas, invitaciones..- con el diseño y concepto unificado que se identifique fácilmente en todos ellos.